Como se acumula la energía solar

Una batería del sol se compone de celdas electroquímicas que se dedican a transformar la energía química guardada en energía eléctrica. Estas celdas electroquímicas constan de 2 electrodos, uno positivo y otro negativo, y electrolitos que dejan que los iones se muevan entre los electrodos.

Las baterías de ion-litio son las mucho más usadas en instalaciones conectadas a red para autoconsumo. Se identifican por ser rápidos y ocupar poco espacio, con lo que son simples de poner en cualquier sitio. Tienen tiempos de carga veloces y las descargas terminadas no afectan bastante a su historia útil. Además de esto, no necesitan cuidado.

El futuro está relacionado a las energías renovables

Al fin y al cabo, el futuro de la energía pasa por el autoconsumo con energías renovables en toda clase de inmuebles. De ahí que, lo antes posible se implante el autoconsumo en los hogares, mejor preparados van a estar para el futuro.

La autosuficiencia energética se puede poder con distintas fuentes de energía, pero se usa primordialmente la energía del sol.

Función de una batería del sol

Como hemos apuntado, la batería fotovoltaica deja guardar la energía generada merced a los cuadros solares a lo largo de las horas de sol, para lograr usar en el momento en que la producción de energía es imposible, como en días anubarrados o a la noche. Así siempre y en todo momento disponemos electricidad, aun si los cuadros solares no marchan pues desarrollan un excedente de energía desde la radiación del sol.

Una batería del sol se compone de una o mucho más celdas electroquímicas que transforman la energía química en electricidad. Las celdas tienen un electrodo positivo y otro negativo, tal como electrolitos que dejan el movimiento de iones entre los 2 electrodos para hacer más simple el fluído de corriente desde la batería.

Otros productos de Atersa que asimismo te tienen la posibilidad de atraer:

  • De qué forma conectar cuadros solares
  • De qué forma seleccionar un inversor para cuadros solares
  • ¿De qué manera calculo cuántos cuadros solares necesito para mi casa?
  • (t ixagb_14)

Otros géneros de baterías para sistemas fotovoltaicos

Las baterías a partir de níquel-cadmio (Ni-Cd), que anteriormente fueron muy usadas, en este momento están en desuso. La Unión Europea y otros países han contraindicado este género de batería debido al encontronazo ambiental del cadmio. Este metal de transición es arriesgado para el medioambiente. Además de esto, es tóxico y cancerígeno para los humanos.

Si bien las baterías Ni-Cd son perdurables y marchan bien a elevadas temperaturas, padecen el llamado efecto memoria. Un fenómeno que limita la utilización de la energía guardada.

Entradas relacionadas

Deja una respuesta

Subir